Cómo ser Perito Judicial

  1. Qué es un perito Judicial o perito forense
  2. Cómo ser perito judicial o perito forense
  3. Requisitos de un perito judicial o perito forense

Qué es un perito Judicial o perito forense

Un perito judicial o perito forense es un profesional especializado que gracias a su formación y experiencia informa, a través de pruebas y opinión experta, ante los tribunales de justicia en litigios civiles y penales. Por tanto un perito no solo posee conocimientos teóricos o académicos, a esto, se debe añadir experiencia en la materia que ejerce como perito ya que es imprescindible ser un experto en la materia en la cual se realizará el peritaje.

La legislación española exige al perito judicial poseer la titulación oficial correspondiente a la materia en la que ejerza como perito. En el caso de que el peritaje se trate de una materia que no corresponda a ningún título profesional oficial, en ese caso podrán ser nombradas como peritos personas sin titulación pero expertas en la materia. Aunque en este caso actuarán como personas entendidas en la materia y no como peritos.

Existen dos tipologías de peritos. Los peritos pueden ser propuestos por una de las partes o ambas y luego aceptados por el juez o bien pueden ser nombrados judicialmente. En un juicio los dos tipos de peritos tienen la misma influencia y valor probatorio.

El objetivo último de un perito judicial en un litigio es otorgar información y/u opinión experta sobre la temática del caso que se está litigando y que el juez no tiene conocimiento ni experiencia suficiente para poder formarse una opinión objetiva. El perito debe ceñirse a dar una opinión técnica basada en su conocimiento experto y en la experiencia.

En este sentido, el perito puede tener una enorme influencia en la consecución del caso, ya que el juez tiende a acogerse a las opiniones técnicas del perito y su valoración en pruebas que son trascendentes para el devenir del caso.

Cómo ser perito Judicial o perito forense

Para poder ser perito judicial deberemos tener un título académico oficial específico en la temática o especialidad en la que queramos ejercer como perito judicial. Además deberemos demostrar que sabemos peritar, esto se realiza a través de un curso específico de formación. Es necesario esta formación para poder saber actuar como perito, conocer cómo presentar la información de peritaje ante un juez y en general todo lo relacionado con el entramado legal imprescindible para actuar como perito.

Además deberemos estar en las listas que utiliza los juzgados para solicitar la presencia de un perito en el proceso judicial. Este paso suelen ofrecerlo las propias academias que te forman en el curso de perito judicial. Es un paso imprescindible ya que los juzgados solo utilizan esta listas para solicitar la convocatoria de peritos.

 

Requisitos para ser perito judicial o perito forense

Para poder actuar como perito judicial hay una serie de pasos a cumplir como hemos comentado, sin embargo también hay una serie de requisitos que son ineludibles y que de no cumplirlos no podrás en ningún caso ejercer como perito.

El primero es la titulación académica. Es imprescindible haber cursado estudios superiores. Como mínimo se exige un ciclo formativo de grado superior. Deberá ser de la temática en la que queramos ejercer como perito.

En algunas temáticas será imprescindible no tener antecedentes por delitos dolosos. Tampoco se podrás ejercer como perito de haber sido sancionado administrativamente por alguna falta grave.

Otro requisito que se exige es saber peritar. Esto requiere demostración fehaciente. Lo más sencillo es tener experiencia previa o bien realizar un curso específico de peritaje en el campo que nos interesa.

Artículos Relacionados